En 1990 se dio a conocer con su primer trabajo discográfico Buscadme y viviréis, que le abrió las puertas del mundo musical cristiano.

En este periodo el salmista decidió realizar estudios de teología, en el Seminario Bíblico Berea, en Erzhausen, Alemania. Posteriormente, en 1992 comenzó su ministerio pastoral en la iglesia Salem, continuando con el legado de su padre.

En 1993 lanzó su segunda producción llamada Nada especial. La canción "Cristianos" incluida en este álbum alcanzó los primeros lugares en las radios cristianas internacionales.

En 1996, luego de 3 años de pre-producción, lanzó el álbum Cara a cara, lsiendo éste, el álbum de Marcos Vidal más vendido hasta ahora.

El año 1997, fue un año de éxito para el cantautor, la GMA International Awards lo galardonó con el premio internacional al "Mejor cantante de habla no inglesa". En ese mismo año grabó su álbum Mi regalo, en el cual incluyó el tema "Uña y carne", dedicado a su esposa Conchi.

En 1998 grabó el álbum para niños El arca dedicado a sus hijos. También lanzó un musical sobre la temática de este álbum, que trata sobre la unión en medio de la diversidad.